Exceso de democracia en Europa

El 1 de Marzo se realizó en el Parlamento Europeo una votación para introducir reformas en el copyright. El tema en concreto trataba sobre las obras huérfanas.

Se consideran obras huérfanas aquellas para las que no es posible localizar un propietario del copyright, y con la legislación actual esto significa que las obras quedan inaccesibles hasta que expira el copyright después de 70 años. Pasado este tiempo, a no ser que alguien haya reproducido ilegalmente la obra para conservarla, lo más probable es que haya desaparecido completamente.

Pues bien, el resultado de la votación ha sido de 12 a favor y 14 en contra. Lo curioso es que sólo votaban 23 personas.

En el comité JURI hay 24 asientos, y uno de los grupos (non-inscrits) estaba ausente, sin diputados para realizar la votación. Así pues habría 23 votos en total, y sin embargo en el recuento aparecieron 26.

Tras mostrar al comité lo absurdo del resultado de la votación y señalando que los tres votos de más habían decidido el resultado de la misma, se solicitó formalmente la repetición de la votación. Esta solicitud fue denegada.

Supuestamente hay un vídeo de la votación en esta dirección con la parte interesante empezando en el minuto 10:27, aunque no he conseguido verlo.

Hay una queja archivada por Lidia Geringer (ponente de la reforma) en la que se indica que además de la irregularidad en los votos sobre el “Compromise Amedments 20” (la enmienda sobre obras huérfanas) también se dio la misma situación absurda en las votaciones de las enmiendas 71 (13 votos a favor y 12 en contra, dos más del número total de votantes) y 32 (11 votos a favor y 13 en contra, uno más del total de votantes).

¿Estamos de cachondeo en la Unión Europea o qué?.