La paradoja llamada Nokia

Ya hablé de mi decepción con Nokia en un post anterior acerca de WP7, sobre cómo decidieron abandonar un sistema operativo realmente interesante para dedicarse plenamente al producto de Microsoft.

El Nokia N9 con Meego Harmattan fue lanzado el año pasado sin ningún tipo de publicidad, en un número muy reducido de unidades y exclusivamente para unos pocos países (entre los que no se encuentra España).

La decepción de Nokia (y sobre todo de Microsoft) ante las ventas del Lumia es evidente, e incluso rondan análisis por internet (no excesivamente fiables, todo hay que decirlo) que apuntan a que a pesar de los millones invertidos en publicidad de WP7 y Lumia, las ventas del Nokia N9 superan las del dispositivo con software de Microsoft.

Sorprende en cualquier caso el enterarse de que Nokia está a punto de lanzar la segunda actualización para sus móviles N9.

Sigue leyendo